Acta do concurso de Matmonólogos. IX Feira Matemática.

Reunido o xurado do VII Concurso de Matmonólogos da IX Feira Matemática 2015, formado por:

Presidente:  Dna. Mª Cristina Naya Riveiro, Profesora de Didáctica da Matemática

Dna. Marisol Pérez Blanco, Profesora de Matemáticas

Secretaria: Dna. Sandra Sambade Nieto, Profesora de Matemáticas

 

Decidiu outorgar os seguintes premios:

Categoría: Educación Primaria e primeiro ciclo da ESO

“Vou falar de mates xa”

 Autor: Marcos Blanco Mouzo, alumno de 2º curso de E.S.O. do CPI As Revoltas.

Categoría: Segundo ciclo da ESO e Bacharelato

“Las vagemáticas”

 Autor: Aidán Pardo Esporas, alumno de 3º curso de E.S.O. doIES Eduardo Blanco Amor.

Categoría: Segundo ciclo da ESO e Bacharelato “Ex aequo”

“Mi problema con las pizzas”

 Autora: Cristina Fresco Muiños, alumna de 3º curso de E.S.O. doIES Eduardo Blanco Amor.

Categoría: Obra máis votada na web

“Deseño dun animal negativo”.

 Autor: Constantino Armesto, da categoría de Adultos.

                En A Coruña, a 16 de maio de 2015

“Vou falar de mates xa”  (Marcos Blanco Mouzo)

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá
Dubidú Dubidú vou falar de mates xa.

Eu non son o David Guapo
Iso é fácil de acertar
Resolver as ecuacións
Iso é xa outro cantar.

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá
Dubidú Dubidú de mates eu falo xa.

Hai parados a moreas
Outros andan a roubar
Uns sempre suman que suman
Outros nunca han de ver ná.

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá
Dubidú Dubidú de mates eu falo xa.

Os que integran ou derivan
que esas cousas raras fan
Non saben que aos de segundo
Non nos van impresionar.

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá

Dubidú Dubidú de mates eu falo xa.

Non sei si tales ou cales
Son os que andan a falar
O Arquimedes e o Thales
Estanme a amolar.

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá
Dubidú Dubidú de mates eu falo xa.

Son os denominadores
Os que abaixo hai que poñer
Arriba os numeradores
Iso sempre hai que saber.

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá
Dubidú Dubidú de mates eu falo xa.

Os sistemas sonche chulos
Hainos que resolver
Buscamos primeiro a x
Logo a y ven de seu.

Dubidú Dubidú Dubidú Dubidá
Dubidú Dubidú aquí rematei eu xa.

 

“Las vagemáticas”   (Aidán Pardo Esporas)

Hola, vengo a hablarles sobre las matemáticas desde el punto de vista de los vagos .Bueno todo va bien hasta que cometes un error en un signo .Claro el “menos” haces una raya por encima y ya está. Pero ¿El “mas”? ¿Cómo corriges ese signo? ¡Es incorregible para un vago! Tratas de hacer un menos rayando el “mas” y claro acabas haciendo una chapuza y es cuando te dice la profe: “Esta hoja no hay por dónde cogerla” ¡Como que no! Es una hoja escrita, que no te va a morder y como siempre, el vago y el ton… poco listo eres tú, mientras que la que no sabe coger una hoja es ella. Bueno y cuando tengo que salir al encerado es mucho mejor, ahí ya se puede corregir el signo mas pero el borrador es muy ancho y al borrar, borras un poco de los números de alrededor. Al final, acaba siendo otra chapuza. Pero el encerado sí que hay por dónde cogerlo. La profe nunca dijo lo contrario.

 

“Mi problema con las pizzas”   (Cristina Fresco Muiños)

¿Por qué tanta complicación cuando vamos a comprar una pizza? La gente siempre le da muchas vueltas y la verdad, al fin y al cabo, todas son iguales….REDONDAS!!! Unas de jamón y queso, otras de barbacoa, otras de ingredientes varios pero todas redondas. El segundo dilema es el tamaño, pensar si se coge grande, pequeña o familiar. Unos piensan que es mejor comprar dos pequeñas y repartir que comprar una grande, porque si no sobraría y no podemos dejar nada en el plato, típica frase de mi madre.

Y aquí llega el tercer dilema, la madre de todas las dudas, el origen de todos los conflictos… el reparto. Cuando mi madre empieza a repartir, no aplica las matemáticas y reparte “a la caída”, ¿y si se queda alguien sin un trozo? En este caso la probabilidad no es una variable, me toca a mi!!!

Tendré que explicar a mi madre cómo se hace eso de repartir la pizza según el número de personas. Pues bien, mamá, busca el centro, trazas un radio y a partir de ahí calculas en función de los comensales, ¿somos cuatro ? ¿dos porciones por cabeza? Pues imagina un octógono dentro del círculo y traza radios desde los vértices del mismo. Así no habrá peleas, ocho trozos, dos por cabeza, todos iguales, aquí paz y después gloria.